Descubriendo el Real Monasterio de Cotalba


Para quien no lo conozca, el Monasterio de Cotalba se encuentra en el término municipal de Alfahuir, a unos 8 kilómetros de la ciudad de Gandia (Valencia), es un conjunto que se fundara en el año de 1388 y que su estructura gótica originaria fue complementada entre los siglos XVI al XVIII, por lo que puede considerarse una síntesis de la arquitectura de todos estos siglos.

Con los procesos de desamortización generados por Mendizabal, el Monasterio fue adquirido por la familia Trénor en 1843 y a la cual se le debe la buena conservación del mismo hasta nuestros días. Desde el año 1994 está declarado y protegido como Bien de Interés Cultural.

Pero hoy no vamos a hablar de como sobrevivió al pasado, ni de los cambios producidos a lo largo de su historia. Hoy hablaremos del monasterio de Cotalba, como “monumento 2.0″.

Quiero en este punto dar las gracias a Pablo Trenor (Webmaster y CM del monasterio) que desde los primeros contactos, cuando este blog aún se frotaba los ojos, nos ayudo a conocer y nos ha hecho auténticos fans del  monasterio.

En diciembre de 2010, y junto con la creación de la web del monasterio definieron que era fundamental aprovechar la audiencia  de las redes sociales para apoyar, lanzar y difundir el portar web y por ende, el propio monasterio. En ese momento comienza su andadura en Facebook (852 gusteos), Twitter (933 seguidores) y Youtube, adentrándose en Flickr en febrero de este año y en Google+ en septiembre de este año, lo que es una audiencia muy destacada para un edificio-museo como este. Si bien, no todos los usuarios acceden al portal web, el tráfico procedente de las redes hacía su portal es en torno al 10%.

Por otra parte, donde los resultados han sido más positivos es en el aumento de visitas al monasterio. En fechas concretas. Las redes sociales han ayudado a dar a conocer el monasterio. Hay gente que ha contactado con ellos por medio de la pagina de Facebook o Twitter, que  pensaba que el monasterio estaba cerrado o que no sabia ni que existía y desconocían que estaba abierto al publico desde el año 2005. En este sentido el impacto ha sido verdaderamente muy positivo.

Está siguiendo un proceso paulatino de consolidación, van donde ven que es interesante estar. En Facebook están siguiendo los consejos de MeteoValencia, portal pionero en Facebook sobre meteorología en la Comunidad Valenciana, cuyos miembros tienen una gran sensibilidad por el patrimonio cultural y se prestaron a apoyarles. Por su consejo trabajan desde el comienzo desde una página y no un perfil personal, ya que les confiere una imagen mucho más profesional que el perfil personal no tiene. Desde ese momento fueron familiarizándose con las distintas Redes.

Siguiendo las clasificaciones de páginas más vistas por países de Alexa.com, han tomado algunas decisiones concentrándose en las redes sociales que tienen más audiencia, buscando rentabilizar el trabajo y el esfuerzo invertido.

Varias veces a la semana actualizan los distintos perfiles e incluyen noticias sobre patrimonio, museos o turismo en general, ya que son temas directamente relacionados con el monasterio y que aportan una mayor diversidad temática a las comunicaciones, amén de que con esta tarea inciden en la difusión del patrimonio y turismo locales, algo que favorece a nivel general.

Sus metas mas inmediatas pasan por su consolidación definitiva en las redes sociales y se plantean el reto de seguir esta evolución exponencial en el próximo año. Planteándose el acceso a nuevas redes como Tuenti o Foursqueare. Son el primer monasterio de la Comunidad Valenciana en estar presente en redes y el segundo a nivel nacional con presencia en Twitter. En este punto destacan la labor de otros “edificios-museo” que están participando en  redes sociales en la Comunidad Valenciana como el Palacio Ducal de los Borja de Gandía, el Monasterio de Santa María de la Valldigna, el Monasterio de San Miguel de Liria o el Museo L’Iber de Valencia.

Desde Patrimonio en Red les planteamos la pregunta de si encontraron problemas para mezclar redes sociales y patrimonio, pero en ellos la respuesta es un rotundo no, debido a la creencia a ciegas por parte de la familia en la conservación y la difusión de este espacio, no importa cual sea el medio, siempre que el fin sea dar a conocer este bien patrimonial. Reconocen, además, que todo han sido ventajas, ya que las redes sociales están representando una apuesta publicitaria más económica e inmediata que la tradicional, con la que a conocer el valor que tiene este monasterio, que por su importante y dilatada historia y por los personajes históricos que han pasado por él (los Duques Reales de Gandía, la familia Borja, Ausias March, Felipe II, etc), es una parte destacada del patrimonio y de la historia de todos los valencianos.

Cuando les pedimos que nos contarán que había sido más  relevante de la experiencia 2.o, nos hablan de la creación de comunidad en torno al monasterio, gracias a ello, la gente se lleva una experiencia muy superior al momento exacto de la visita, ya que pueden atender al visitante incluso antes de su llegada, lo cual enriquece mucho, además, hay usuarios que les envían fotografías del monasterio o aportan su opinión, lo que aumenta la relación del visitante con nosotros. La relación con otros profesionales y no solo del sector turístico, también ha sido muy positiva, ya que artistas y fotógrafos se han acercado al monasterio y con sus obras han creado visiones diferentes del mismo.

Para terminar, queremos quedarnos con unas palabras de Pablo Trenor… “nos anima y nos reconforta ver la buena respuesta de la gente y la acogida que ha tenido el monasterio en las Redes Sociales”.

  • Introduce tu e-mail y recibe notificaciones de nuevas entradas.